COMO FINANCIAR TU EMPRESA:TOP 10

Las estrategias de cómo financiar tu empresa consisten en los métodos de financiación a los que acuden las empresas y son diferentes a los que podemos preferir las personas en nuestra vida cotidiana.

Cabe preguntarnos cómo obtienen la financiación las sociedades.

En este post vamos a analizar el top 10 de las formas de como financiar tu empresa sobre todo en estos tiempos en que la financiación para empresas en crisis cobra especial importancia.

¿Cuáles son las razones por las que las empresas recurren a la financiación?

Los motivos por los que las empresas recurren a la financiación pueden deberse a varios factores.

Por otro lado, también es muy común que la empresa quiera internacionalizarse, es decir, abarcar más territorio en el sector y explorar mercados nuevos para, de este modo, lograr una correcta expansión.

Una de las principales razones suele ser la falta de liquidez, es decir, la empresa no es capaz de asumir las deudas en un corto plazo y necesita ser financiada para hacer frente a los pagos con algo más de tiempo.

Otra de las razones más comunes, es que la empresa quiera aumentar el capital de trabajo, por ejemplo, contratar a más empleados para incrementar el ritmo de producción, aunque, a veces, para poder aumentarlo, la empresa debe recurrir a la financiación para la compra de nuevos equipos o modernizar las tecnologías que ya tiene.

Asimismo, una de las razones más populares es el refinanciamiento, una forma de amortizar la deuda existente, ya que se trata de pagar las deudas antiguas con las nuevas, por lo que ayuda a mejorar el flujo de caja.

¿Cuáles son las fuentes de financiación utilizan las empresas?

Concurren distintos métodos de financiación a los cuales puede recurrir una empresa y estos varían en función de diversos factores.

Qué debemos tener en cuenta la fuente de financiación.

¿De dónde procede el dinero?

En este caso, existen, principalmente, dos tipos.

El primero es la financiación propia (autofinanciación), aunque las empresas no siempre pueden recurrir a esta vía.

Un ejemplo práctico sería que la financiación empresarial que se efectuase en forma de capital social por parte de los socios de la empresa.

En segundo lugar, si nos referimos a las fuentes de financiación, la mayoría de empresas deben apelar a vías externas, es decir, intentar encontrar financiación fuera de la empresa.

Si eres el director financiero de una empresa debes financiar tu empresa con las mejores condiciones.

Otra de las variables principales a tener en cuenta a la hora de buscar financiación es el tiempo.

Las empresas pueden optar por medidas a corto plazo, donde el crédito debe ser devuelto en un periodo de tiempo reducido que, normalmente, suele ser en un máximo de dos meses.

En cambio, si se opta por la financiación a largo plazo, se podrán devolver los fondos obtenidos en un tiempo que, en función de la cantidad, suele superar el año.

Descuento comercial

leasing

El crédito comercial, también denominado descuento comercial, como financiación empresarial, es un tipo de servicio de financiación suele ofrecerse, por parte de las entidades financieras, para que la empresa pueda hacer frente al activo circulante de la empresa y efectuar sus pagos como: facturas, pagarés o letras.

Se cobran, por parte de la entidad, una serie de intereses que variarán en función del plazo que falte hasta su vencimiento, normalmente son 60 días.

Algo importante a tener en cuenta es que, si el crédito no es atendido, el banco cobrará a la empresa los gastos de devolución del mismo, por lo que se convierte en una forma muy cara de recurrir a la financiación.

Cuenta de crédito

Este tipo de financiación empresarial, es lo más parecido a una tarjeta de crédito que conocemos.

El banco pone a nuestra disposición la cantidad de dinero que necesita la empresa y se va utilizando conforme hace falta.

Según el dinero que se haya gastado, se generarán unos intereses que rondan el 4%, aunque pueden variar en función de la entidad financiera.

Para este método no se suele pedir aval, aunque sí una facturación favorable por parte de la empresa.

Préstamo bancario

Es, probablemente, uno de los tipos de financiación empresarial más habitual para empresas.

Está dentro del grupo de métodos a largo plazo, ya que suele tratarse de grandes cantidades de dinero.

La empresa pide la cantidad de capital que necesita a la entidad financiera y la va devolviendo, normalmente, con una periodicidad mensual y con los intereses correspondientes.

Es el método que se suele utilizar para la compra de bienes de inversión, el lanzamiento de nuevos proyectos u otros gastos elevados.

Renting

En el Renting se establece un contrato donde el arrendador, que concede a una empresa el uso de un bien durante un tiempo establecido, percibe a cambio un importe económico en forma de cuota mensual por parte de la empresa.

El contrato se suele establecer durante un plazo que suele ser de entre 2 a 6 años, aunque, en el caso de los bienes inmuebles puede llegar a ser de 10 años.

Debe quedar claro que, con este tipo de financiación, la empresa adquiere el uso del bien, pero en ningún caso la propiedad del mismo.

Arrendamiento financiero (Leasing)

leasing

Es similar al Renting y se utiliza cuando, por parte de la empresa, existe un interés en comprar el activo, aunque se paga mensualmente como si se estuviera alquilando.

En el Renting, el bien no podía ser adquirido por parte de la empresa al terminar el contrato, mientras que, en el Leasing, una vez se finaliza el plazo de pago fraccionado, la empresa tiene la opción de comprar el bien y, si no quiere quedárselo, lo puede vender a otra empresa.

Línea de Crédito

En este método de financiación empresarial, la entidad financiera pone a disposición de la empresa una cantidad de fondos durante un tiempo determinado.

Los intereses van en función de la cantidad demandada y el tiempo de margen que la empresa necesita que estén disponibles.

Es ideal para aquellos proyectos que no tienen un presupuesto cerrado y no se sabe todavía, con exactitud, la cantidad exacta.

Crowdfunding

El crowdfunding o micromecenazgo es una forma de financiación empresarial que consiste en utilizar el capital de numerosos individuos a través de pequeñas aportaciones. 

Este tipo de financiación, es la más parecida a un banco sin tener a una entidad financiera como intermediaria.

Esta alternativa, consiste en financiar proyectos, ya sean de una empresa o de una persona, mediante numerosos inversores.

Este tipo de préstamo financiado con capital privado, deberá ser devuelto en los pagos que se establezcan, junto al tipo de interés acordado previamente entre los interesados.

Subvenciones

En este caso el capital es aportado por parte de la administración pública.

Cabe la posibilidad de que, depende del sector al que se dedique la empresa, y, si esta cumple unos requisitos, se considere patrimonio y no se tenga que efectuar la devolución del dinero prestado.

La mayor parte de subvenciones van dirigidas a I+D o adquisición de maquinaria indispensable.

También es una vía muy utilizada en empresas que acaban de empezar para que puedan comenzar su actividad empresarial.

Bussiness Angel

En este tipo de financiación empresarial, serán las personas las que inviertan en empresas que, normalmente, son de nueva creación y necesitan recursos económicos para comenzar.

La empresa recibe el dinero a cambio de una participación accionarial que entregará al inversor, que podrá o no, participar activamente en el negocio.

Este tipo de inversores suelen realizar estas acciones esperando tener un retorno de la inversión a corto plazo.

Factoring

Esta alternativa consiste en que la empresa traspase los cobros y facturas que tiene pendientes de recibir, a una entidad financiera y que esta le proporcione el dinero de las operaciones de forma inmediata.

Es un método de financiación a corto plazo, ya que, en 60 días la empresa de Factoring o la entidad financiera cobrará dichos importes al cliente.

Por lo tanto, es una manera de que ambas empresas puedan seguir adelante con el negocio sin tener que parar su actividad comercial.

Espero que este artículo en el que he expuesto las 10 formas más usadas de como financiar tu empresa te haya sido útil.

Saludos

Luis Manuel Sánchez Maestre

(Visited 88 times, 1 visits today)
Nuestra puntuación
¡Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 0 Promedio: 0)
SUSCRIBETE AL BLOG
Recibirás todas las actualizaciones que se publiquen

    Deja un comentario