¿Cómo contabilizamos una venta de inmovilizado?

venta de inmovilizado

VENTA DE INMOVILIZADO

La venta de elementos del inmovilizado presenta algunas características especiales que vamos a estudiar en este artículo, centrándonos en su aspecto contable.

Hay que tener en cuenta que la venta de elementos del inmo­vilizado no constituye la actividad económica principal de la empresa, por lo que su tratamiento, a efectos de registro contable, es muy distinto al de la venta de mercaderías.

Por tanto, los resul­tados obtenidos en la venta de estos bienes (beneficio o pérdi­da), no son resultados corrientes de la explotación, sino que tienen un carácter extraordinario para la empresa.

Además, los elementos del inmovilizado sufren el proceso de desgaste y depreciación que da lugar a las amortizaciones que ya hemos visto.

Por este motivo, debemos tener siempre presente que el valor de estos elementos se encuentra regis­trado en la contabilidad de la empresa a través de dos cuen­tas: la cuenta que representa el elemento patrimonial, y la cuenta que representa la depreciación de ese elemento, es decir, la amortización acumulada del mismo.

Estos bienes se registran en sus cuentas por el procedimiento contable administrativo, según el cual las entradas y salidas se realizan siguiendo el mismo criterio de valoración.

Tanto cuando se compran como cuando se venden, estos bienes son registrados en sus respectivas cuentas por el va­lor de adquisición, coincidiendo así el valor de salida de la cuenta con el de entrada, independientemente de cuál haya sido su precio real de venta.

Al operar de esta forma, el saldo de la cuenta coincide siempre con el inventario de es­tos bienes en la empresa, por lo que este método se llama también de permanencia de inventario.

La diferencia entre ambos precios, el de adquisición y el de venta, junto con el importe de la amortización acumulada de los mismos, constituye el resultado de la operación por la venta de estos bienes, y se registra en una cuenta de resul­tados de carácter excepcional.

El PGC establece las siguientes cuentas para recoger el resultado cuando represente pérdida:

  • 670. Pérdidas procedentes de inmovilizado inmaterial
  • 671. Pérdidas procedentes de inmovilizado material

 Las cuentas para recoger el resultado cuando represente beneficio son las siguientes:

  • 770. Beneficios procedentes de inmovilizado inmaterial
  • 771. Beneficios procedentes de inmovilizado material

TRATAMIENTO CONTABLE

venta-inmovilizado

EJEMPLO PRÁCTICO

El tratamiento contable de estas operaciones de venta de inmovilizado lo vamos a analizar a través del desarrollo del siguiente ejemplo.

Una empresa que va a renovar la maquinaria de su fábrica vende una máquina de su cadena de produc­ción a otra empresa con fecha 18 de abril de un determinado ejercicio contable.

El cobro se realiza mediante cheque que la empresa ingresa en su cuenta bancaria.

Estos son los datos de la ope­ración:

Valor de adquisición de la máquina: 5.110 euros

Amortización acumulada: 2.794 euros

Precio de venta: 2.800 euros

Porcentaje anual de amortización: 10%

Tipo de IVA aplicable:  21%

Análisis de la operación y cálculos previos

Debido a que la empresa registra la amortización en su contabilidad al final de cada ejercicio económico, la cuen­ta de amortización acumulada recogerá sólo la corres­pondiente hasta el 31 de diciembre del año anterior, por lo que hay que calcular y añadir la amortización que corresponde efectuar en la máquina por el período de tiempo del año actual, que va desde el 1 de enero al 18 de abril, fecha en que se realiza la venta. 

Realizamos los siguientes cálculos: 

cuota anual

Del 1 de enero al 18 de abril van 108 días

Y mediante la siguiente regla de tres obtenemos la cuota correspondiente al período del año actual:

Si a 365 días corresponde una cuota de 511 euros
a 108 días corresponde una cuota de X euros 

Y despejando la X  de la regla de tres tenemos:

 despeje x

Método de contabilización e identificación de las cuentas

Cálculo de los datos de la factura de venta:

Empresa
FRA Nº 4      20-1 CLIENTE X
Máquina         2.800
Base Imponible         2.800
Iva  21 % s/2.800           588
Total Factura         3.388

Asientos en el Libro Diario:

Por la amortización correspondiente al año actual (1 de enero al 18 de abril):

FECHA CUENTA CONCEPTO IMPORTES
CÓDIGO TÍTULO DEBE HABER
x 18-4 681 Amortización del inmovilizado material Amortización máquina 151,20
x 18-4 2813 Amortización acumulada de maquinaria Amortización máquina 151,20

 

 Por el asiento de la venta:

FECHA CUENTA CONCEPTO IMPORTES
CÓDIGO TÍTULO DEBE HABER
x 18-4 2813 Amortización cumulada de maquinaria (2.794 + 151,20) Venta de maquinaria

2.945,20

x 18-4 572 Bancos c/c Venta de maquinaria

3.388,00

x 18-4 213 Maquinaria

5.110,00

x 18-4 477 H.P. Iva Repercutido

588,00

X 18-4 771 Beneficios del Inmovilizado Material

635,20

Mediante este último asiento se anula la amortización acumulada correspondiente al bien que se vende, se da de baja al propio bien, y se registra el ingreso de dine­ro por la venta.

La diferencia entre estas cantidades son el resultado de la operación.

Como en este caso suma más el Debe, la diferencia hay que registrarla en el Haber para que cuadre el asiento, y el resultado de la operación es, por tanto, beneficio, por lo que utilizamos la cuenta 771 para registrarlo.

Espero que te haya gustado la exposición de este post. Si es así divúlgalo en las redes sociales para que más personas puedan leerlo.

Puedes suscribirte al blog y recibir nuevos post similares a este conforme se vayan publicando, al principio de la columna izquierda de este blog.

Saludos cordiales

Luis Manuel Sánchez

 

También te podría gustar...

1 respuesta

  1. 12 febrero, 2014

    […] ¿Cómo contabilizamos una venta de inmovilizado?. Informate aquí. […]

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: